sábado, 23 de abril de 2011

Aprendiendo a maquillarse con Dior, parte II

De vuelta del fin de semana... y una nueva entrega del maquillaje de Dior... Espero que lo hayáis pasado bien y volváis con las pilas recargadas!! A una semana y media de las ansiadas vacaciones de Semana Santa (quien las tenga).

Después del intenso post sobre la preparación de la piel, la manera de extender el fondo de maquillaje y la utilización del corrector de ojeras, con doble función de corrector e iluminador, pasaré directamente a explicaros los siguientes pasos a seguir para la uniformidad total de la piel.
Sigamos con nuestro rostro. Con la cara maquillada y el corrector difuminado, usaremos los polvos para matificar más y dejar ese efecto de terciopelo que gusta tanto, sin brillitos. Para ello, necesitaremos una brocha para polvos, sería tipo a la que os muestro aquí, esta es de Dior, pero las podéis encontrar económicas en cualquier perfumería. Aunque si las cerdas de los pinceles son naturales, los precios son más o menos iguales. Sephora es un ejemplo, sus pinceles son geniales, y son más baratos. Los precios rondan los 13,00 euros, mientras que los de Dior están por los 32,00 euros.













Los polvos podrán ser de dos tipos, sueltos o compactos, pero nuestra manera de actuar será idéntica, independientemente de la textura del polvo. Yo uso los polvos sueltos de Chanel, y van superbien, pero aproveché a probar los compactos de Dior, ya que nunca había tenido la oportunidad. Tomaremos la cajita y daremos con la brocha golpecitos sobre ella. Muy importante, limpiar la brocha del exceso de producto que podamos haber arrastrado, así al aplicarlo se quedará uniforme, evitando esa sensación de ir demasiado maquillada. Repetiremos este paso con poco producto, las veces que creamos oportuno y, siempre, evitando de nuevo el contorno de ojos, como sucedió con el fondo de maquillaje.
Un ejemplo de polvos sueltos de Chanel y compactos de Dior.

Por último, daremos tratamiento a nuestros ojos, y, para ello, utilizaremos un iluminador en polvo. En la clase de maquillaje, usamos el 516 - Nude Luminiscence, que no deja de ser una sombra de ojos monocolor. Será un tono más claro que el que usamos para el rostro, y, con él, maquillaremos la zona del contorno de ojos, difuminando en esa zona para dar luminosidad a la mirada. Como en el total de la cara, evitaremos siempre el exceso de producto.

Y con esto, ya tenemos nuestro rostro con una apariencia suave y luminosa. El siguiente paso, será el blush o colorete, pero será en el próximo post!!!

Espero que estas clases os ayuden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar tu comentario!!
Cada opinión, cuenta para mí...
Bsos!!

Quizás desees leer más...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips